Review: Museum

Hola a todos, ¿qué tal estáis? Hoy os traigo la reseña de una las películas que compré en el Salón del Manga de Barcelona, aunque es tonteria intentar dar algo de misterio porque el título del post ya os dice de que película vengo a hablar asi que para no perder el tiempo…comenzamos:

MUSEUM

Título: Museum

País: Japón

Año: 2016

Género: Suspenso, Policíaco, Misterio

Duración: 132minutos

Fecha de estreno: 12 de Noviembre de 2016

Reparto:

Oguri Shun como Hisashi Sawamura
Nomura Shuhei como Junichi Nishino
Ono Machiko como Haruka Sawamura
Maruyama Tomomi como Takeshi Sugawara
Ibu Masato como Toshio Okabe
Tabata Tomoko como Kayo Akiyama
Ichikawa Mikako como Mikie Tachibana
Omori Nao como padre de Hisashi Sawamura

SINOPSIS:

Una serie de grotescos casos de asesinatos se lleva a cabo en la ciudad en días lluviosos. El detective Hisashi Sawamura trabaja para atrapar al asesino como él ha hecho con casos pasados, pero pronto se da cuenta que el siguiente objetivo del asesino es su esposa e hijo. Un hombre en una máscara de rana es el sospechoso.

OPINIÓN PERSONAL:

Esta era una de las compras obligadas que tenía que hacer en el stand de Mediatres Estudio en el Salón del Manga de Barcelona. Y era obligada por 3 razones: la primera porque estaba protagonizada por Oguri Shun (que para aquellos que lleguéis nuevos a mi blog y no lo sepáis, Oguri Shun es mi actor japonés favorito (seguido de Miura Haruma)), segunda razón porque se trata del live action del manga homónimo “Museum” de Ryosuke Tomoe y tercera razón, porque el director es Keishi Otomo (a muchos os sonará porque se trata del directos de la trilogía de live actions de “Kenshin, El Guerrero Samurái” (trilogía que también llego a España gracias a Mediatres Estudio).

Museum” es un buen ejemplo de thriller policíaco, al más puro estilo “Seven” (influencia palpable a lo largo del film), que adapta casi a la perfección el manga de Ryosuke Tomoe (siendo muy metículosos en todos los detalles) y en el cual tenemos a un héroe atormentado, un villano característico y facilmente identificable (gracias a la máscara de rana) y el juego del gato y el ratón entre estos dos personajes para ver cual de los dos se alza con la victoria.

La primera hora de película es realmente frenética y es que la película comienza directamente con el asesinato de la primera víctima (la cual fue devorada por perros) y con una misteriosa nota “condenada a ser comida para perros”, y casi sin dejarnos tomar aire nos presentan a la segunda víctima quien fue “condenado a sentir el dolor de una madre”. A estas alturas del film, ya nos presentan al asesino, bueno mejor dicho nos presentan a la imagen icónica del asesino…Aquí podría resaltar algo, es cierto que la máscara y manoplas de anfibio es algo que marca al espectador pero no se hace tan memorable o impactante como el caso de la máscara de Hannibal Lecter o las máscaras de Saw.  La mascara de rana me dejó una impresión más profunda en el manga que en el live action.

A partir de aquí ya nos muestran el mótivo que mueve al asesino y cuales son las siguientes víctimas potenciales, con las respectivas muertes y aunque hay varias que no muestran al detalle, si que muestran lo suficiente para hacernos sentir la intensidad y el escalofrío de dichos momentos. La segunda parte de película contiene escenas un poco más lentas que no teníamos en la primera hora, pero estas escenas duran poco y el film coge más fuerza para ofrecernos un final dramático y muy intenso que disfrutaremos en todo momento.

Como he dicho un par de parrafos más arriba, este live action cambia algunas cosas con respecto al manga y la mayoría de esos cambios lo que hacen es favorecer el ritmo y flujo de la película, pero como punto negativo debo comentar que han abusado en exceso del recurso de los flashbacks, siendo estos momentos realmente lo peor de la película ya que cuando se trata del cuarto o quinto flashback realmente lo que logran es que el espectador salga de la trama y pierda esa intensidad o energía que habían logrado transmitirnos.

Otro punto a añadir y por lo que comvierte a Museum en un buen film, es que es una película que pueden disfrutar tanto la gente que haya leido el manga como la que no, me refiero a que por ejemplo yo he leído el manga y me he quedado con una sensación muy positiva respecto a este live action, y amigas mías que no habían leído ni sabían nada del manga, vieron esta película y se quedaron con una impresión muy buena y gracias a eso ahora quieren leerse el manga.

Un punto importante de calquier película es el reparto. Cabe resaltar a Oguri Shun como Hisashi Sawamura, es simplemente perfecto ya que ha sabio captar todos los detalles y hacer propio a dicho personaje. Resaltaría también al villano del film pero no voy a mentar quien para no hacer spoilers, ya que es la otra pata fundamental de este live action pero aun así está a un nivel mucho más bajo que Oguri Shun, y no lo digo porque salga poco en pantalla sino porque en mi opinión, creo que podría haber dado más intensidad al villano (es muy difcíl poder explicarme sin poder decir nombres XD). El resto de actores que completan el casting cumplen con sus interpretaciones pero no hay ninguna que me haga resaltarla (y los personajes femeninos son para dar de comer a parte ¬¬).

En cuanto a la canción principal de este live action viene de la mano de One Ok Rock, por lo que podréis imaginar que no le pongo ni una pega ^^:

En resumen, Museum es una buena adaptación y una película muy disfrutable para cualquier amante de los thrillers psicológicos. Y aunque cuenta con escenas sangrientas o casquería, no son escenas muy recurrentes y se presentan en su dosis justa para que sientas angustia pero en ningún momento se hace excesivas como en otras películas de esta temática. Por todo ello mi puntuación para Museum es de 7’5/10.

A continuación os dejo con el trailer en español:

Si alguien es de España y le interesa hacerse con esta película, aprovechad este fin de semana que Mediatres Estudio tienen todas las películas de su catálogo a mitad de precio en su tienda oficial.

Review: Too Young Too Die!

Hola a todos, ¿qué tal os va? espero que bien. Bueno, hoy continuamos con las reseñas pero cambiamos de páis, ya que hoy os traigo la reseña de una película japonesa que salió el año pasado y que yo vi hace unos meses y tenía pendiente de subir…así que para no irme por las ramas…comenzamos:

TOO YOUNG TOO DIE!

Título: Too Young Too Die!

País: Japón

Año: 2016

Género: Comedia, Fantasia, Musical

Duración: 125minutos

Fecha de estreno: 06 de Febrero de 2016

Reparto:

Nagase Tomoya es Killer K
Kamiki Ryunosuke es Daisuke
Ono Machiko es Naomi
Morikawa Aoi es Hiromi Tezuka
Miyazawa Rie es Hiromi Tezuka (20 años despues)
Kiritani Kenta es Cozy
Seino Nana es Jako
Furutachi Kanji es Matsuura
Minagawa Sarutoki es Junko
Furuta Arata es Director Enma

SINOPSIS:

El estudiante de instituto, Daisuke está enamorado de su compañera Hiromi. En camino a un viaje escolar, el autobús en donde se encuentra Daisuke tiene un accidente. Cuando Daisuke se despierta, se encuentra en el Infierno. Se pregunta “¿Por qué sólo yo? Soy demasiado joven para morir y jamás he experimentado un beso”. Entonces, Killer K aparece en frente del confundido Daisuke. Killer K lídera la banda de rock Heruzu en el Hell Agricultural High School (escuela agrícola del infierno). Para volver a la vida y confesar sus sentimientos a Hiromi, Daisuke debe hacer rondas en el infierno que comienzan bajo entrenamiento especial de Killer K.

OPINIÓN PERSONAL:

Tenía dos razones principales para ver esta película y ambas razones tienen nombre y apellido: Nagase Tomoya y Kamiki Ryunosuke, es decir, los protagonistas de este film.

Too Young Too Die! es un claro ejemplo de producción japonesa  con una estética que para occidente podemos tildar de “cutre” o “casposa” pero que para el concepto y estilo de esta pelicula va que ni anillo al dedo. Es una película en que el carton piedra abunda por doquier, los escenarios son escasos ya que 1/20 parte de la película ocurre en el bus,4/20 ocurren en el panda estudio (o en lo que se tranforma después) o mundo humano, 14/20 en el infierno y 1/20 parte en el cielo…el maquillaje demonio/rock está en todas partes al igual que instrumentos y altavoces.

El punto fuerte de esta película es la comedia y como está llevada junto con el elemento rockero musical. Ver como es el infierno con todas sus etapas y como según tus actuación frente a un jurado demoníaco se decide tu siguiente reencarnación, como si de un concurso de la tele se tratase, no tiene precio. Y aunque a primera vista parece que estamos frente a una película tonta, la verdad es que esta llena de matices como la explicación del transcurso del tiempo en un reino o en otro, las relaciones de distintos personajes, las explicaciones de los distintos reinos o de como funciona el infierno, o la expliación de como alguien se convierte en demonio… todo está perfectamente hilado y esa riqueza tanto con elementos irónicos y críticos hacia las costumbres más ascentrales en el guión se agradece (no hay más que ver como es el cielo y el infierno…yo tengo muy claro que elegiría). Y los números músicales que pasan del metal extremo puro a su contrario, hacen que resalte más la historia ya que están perfectamente planteadas en la trama.

En cuanto a las interpretaciones todas han sido estupendas e hilarantes. Pero el peso más importante caía sobre los hombros de las dos causas principales que tenía yo para ver esta película.

Kamiki Ryunosuke ( actor que habéis podido ver en “Bloody Monday “, “Keizoku 2”, “Kazoku Game”, “Samurai Sensei” o en los live action de “Kenshin”) interpreta a Daisuke quien fallece en un accidente en un viaje escolar justo en el momento en que la chica que le gusta se declara….ya hay que tener mala suerte. Por lo que durante la película lo único que quiere es lograr volver al mundo humano para saber si la chica que le gusta sigue viva o si murió al igual que él pero ella pueda estar en el cielo. Pero a esto hay que sumar que él llegó al infierno, por unas razones estupidas si comparas con algunos que están allí, y con el que primero se encuentra es con el demonio Killer K (que coincide que se conocían del mundo humano…se ve que el infierno es como la vida misma, un pañuelo). Su personaje va evolucionando y comprendiendo cosas que antes daba por sentado y como mentalmente madura. Este personaje tiene momentos muy épicos y el pobre sufre como el que más. La interpretación de Kamiki es estupenda, yo creo que es uno de sus mejores trabajos y me encanta verle con personajes cómicos.

Nagase Tomoya (a quien conocereis por ser el cantante del grupo de jpop TOKIO o por series como “My Boss My Hero”, “Unubore Deka” o “Tiger & Dragon”) interpreta a Killer K, el demonio que recibe en el infierno a Daisuke y el cual estará bajo su tutela. Killer K está obsesionado con su banda de Metal, bueno con la música en general. En el transcurso de la película nos muestran el pasado de Killer K y como el “futuro” está estrechamente relacionado con Daisuke. Killer K es un gran personaje con el que me he reido hasta que me dolia la tripa pero también he caido rendida a su pasado (y sobre todo con la canción que compuso…quienes hayáis visto la película sabéis perfectamente a que momento me refiero). Habiendo demonios como él en el infierno yo me quedaría sin ninguna duda. En cuanto a la interpretación de Nagase, me ha gustado mucho, sobre todo el contrapunto entre como era él en el mundo humano a como es  él como demonio…como siendo un demonio tiene sus momento de dulzura en plan “niño pequeño” pero también momentos “cabroncete”… es un pesonaje al que se le coge mucho cariño y escuchar cantar a Nagase es siempre un placer.

Como podréis imaginar la banda sonora me ha encantado y está en mi lista de futuras compras, pero mientras os dejo con una de mi canciones favoritas que es la más tranquila de la película:


Too Young Too Die! es una película amena y divertira, crítica e ingeniosa que hará sacarte carcajadas  y que también te tocará el corazón. Por todo esto, mi puntuación para ella es de un 9,5/10.

A continuación os dejo con un trailer:

¿Ya habíais visto esta película?¿qué os ha parecido?

review: Soshite chichi ni naru

Hoy os traigo una entrada en colaboración con el blog de Ninja, esta entrada está completamente redactada por mi Ninja particular así que os dejo con su opinión:

そして父になる (Soshite chichi ni naru) se ha traducido como Like Father, like Son (De tal padre, tal hijo). El título original en japonés significa algo así como “Y se convirtió en padre”.

Soshite chichi ni naru se ha estrenado en Europa a raíz de su paso por el Festival de Cannes, donde obtuvo el Premio del Jurado. Casi inmediatamente Spielberg compró los derechos para hacer un remake norteamericano con “el mismo guión y distintos actores”. En España puede verse en los Cines Golem, tanto en versión original subtitulada como en versión doblada.

soshitegolem_1

La película ha sido escrita y dirigida por Hirokazu Koreeda y cuenta la historia de un padre de familia (Nonomiya Ryota, interpretado por Fukuyama Masaharu) para el que el trabajo lo es todo. Un día el matrimonio Nonomiya recibe una llamada del hospital en que nació su hijo Keita – el niño no es hijo suyo, fue cambiado por otro bebé al poco de nacer.

Las dos familias son diametralmente distintas, los dos padres son como aceite y agua, y la pregunta que todos se hacen es ¿qué deben hacer? ¿Intercambiar a los niños o dejarlo todo como está?

Principales actores y personajes:

  • Fukuyama Masaharu: Nonomiya Ryota
  • Ono Machiko: Nonomiya Midori
  • Maki Yoko: Saiki Yukari
  • Lily Franky: Saiki Yudai
  • Ninomiya Keita: Nonomiya Keita
  • Shogen Hwang: Saiki Ryusei
  • Fubuki Jun: Nonomiya Nobuko
  • Kunimura Jun: Kamiyama Kazushi
  • Kiki Kirin: Ishizeki Riko
  • Natsuyagi Isao: Nonomiya Ryosuke

soshitegolem_1

A lo largo de la película vemos principalmente la evolución de Ryota hacia su ‘conversión en padre’. Como buen ‘hombre japonés’, para él lo principal es el trabajo y el prestigio. Quiere a su familia, pero el deber está por encima de todo. Fukuyama Masaharu es un actor de gestos, de lenguaje corporal, y su representación del cambio que se va produciendo en Ryota es espectacular.

La pega que le pongo a la película es cómo se relega el papel de Midori (la esposa de Ryota) a algo completamente secundario. No tiene nada que decir en ninguna de las decisiones. Claro que cabe preguntarse cuál es la razón: ¿ha quedado relegada por el guión, o es el reflejo de la típica esposa que el típico hombre como Ryota habría elegido?

Ninomiya Keita hace un papel increíble para un niño de 6 años, y a lo largo de toda la película vemos personajes en general tridimensionales, con muchas facetas, que a veces te caen bien y a veces estrangularías sin dudarlo. Lo mejor, en mi opinión, el final que no voy a desvelar 😉

Página oficial (Japón): http://soshitechichininaru.gaga.ne.jp/